Kinesotaping

 

El vendaje neuromuscular o kinesotaping es una venda elástica terapéutica usada para una variedad de trastornos, especialmente lesiones relacionadas con el deporte. Hay muchas afirmaciones a los efectos del vendaje neuromuscular, incluyendo el apoyar a los músculos y articulaciones lesionadas, calmar el dolor, e incrementar el flujo linfático y sanguíneo en la zona lesionada.

La venda se usa en terapia para relajar los músculos tras un ejercicio intenso o en la rehabilitación para ayudar a los músculos con poca capacidad. Los defensores afirman que el patrón de onda encontrado en la venda adhesiva tiene un efecto de levantamiento de la piel que puede reducir la hinchazón e inflamación mejorando la circulación y reduciendo el dolor al presionar sobre los nociceptores sobreestimulados.

Las propiedades elásticas pueden ser utilizadas de una forma mecánica para limitar o fomentar un movimiento específico de una articulación.

Beneficios del vendaje muscular

Muchas veces nos preguntamos cuándo debemos usar el vendaje neuromuscular o kinesiotaping para que aporte unos beneficios reales en el paciente que sufre un dolor o una patología concreta.

Y, lo cierto es que, esta técnica puede utilizarse en un amplio abanico de dolencias, y los beneficios que nos aportará pueden resumirse en:

  • El vendaje neuromuscular consigue aliviar el dolor debido a que la presión de los receptores sensoriales subcutáneos disminuye.
  • Ayuda a conseguir una mayor movilidad tras una lesión ya que mejora la respuesta neuro-mecánica.
  • Disminuye la inflamación ya que las tiras aceleran el drenaje local.
  • Y, además, favorece la estimulación de la musculatura.